Vivus, los minipréstamos sin intereses y sin nómina

Vivus

Vivus es una empresa financiera de créditos a corto plazo que lleva varios años ofreciendo sus productos en el norte de Europa con mucho éxito y que ha llegado a España recientemente con la intención de convertirse en un referente dentro del sector de los minipréstamos. De modo que, para poder hacerse un hueco entre el resto de proveedores de dinero rápido (establecidos en el mercado desde hace varios años) ha decidido lanzar una agresiva oferta para nuevos préstamos que consiste en no cobrar intereses ni gastos, es decir, ofrecer el dinero totalmente gratis.

La promoción supuso en su día una auténtica revolución. De hecho, en la actualidad, muchas compañías han optado por proponer la misma oferta. Sin embargo, con Vivus pueden obtenerse hasta 300 euros gratis en el primer préstamo. Es decir, se piden 300 € y al cabo de 30 días se devuelven 300 €, ni un euro más. Asimismo, en las siguientes solicitudes la cantidad puede aumentar hasta los 800 €. No obstante, en este caso, ya se aplican intereses.

Sin duda, se trata de una excelente oportunidad para los nuevos clientes puesto que tienen la opción de alcanzar financiación en tiempo récord. La acción esta teniendo mucho éxito y Vivus ha conseguido situarse ya como una de las entidades de referencia en el sector financiero. Presente en países como Canadá, Suecia, Finlandia o Rusia; en sólo 5 años ha concedido cerca de 4 millones de créditos. Todos sus usuarios suelen repetir así que no es de extrañar que recomienden los servicios de la firma de dinero rápido a familiares, amigos y conocidos.

Créditos rápidos sin nómina ni ingresos

Los minipréstamos son créditos a corto plazo de cantidades pequeñas de liquidez que se ofrecen a personas que necesitan dinero urgente para cubrir algún gasto sorpresa a fin de mes o algún recibo que no pueda retrasarse y que llegue en un momento de escasez económica. Y es que, las cosas vienen cuando vienen ¿verdad? Por lo que considerar los micropréstamos de Vivus como una oportunidad para salir de algún apuro financiero es, sin duda, una buena opción. Aunque el primer préstamo gratis es de 300 €, en las siguientes peticiones pueden alcanzarse hasta 800 euros.

Otro de los puntos fuertes de Vivus es que puede pedirse el dinero sin disponer de una nómina, pensión, prestación por desempleo o alguna otra forma de ingreso habitual. Cualquier persona puede solicitarlo esté en la situación laboral que esté. Sin embargo, es posible que si no se disponen de ingresos justificables, sea primordial aportar algún pequeño aval que garantice la suma demandada.

La solicitud puede gestionarse a través de la página web de Vivus. En caso de ser aprobada, la transferencia se realizará de forma inmediata (siempre y cuando la petición se ejecute dentro del horario de atención al cliente):

Lunes a Viernes de 8:00h a 21:00h
Sábados de 9:00h a 18:00h
Domingos y festivos de 9:00h a 14:00h

¿Cómo proceder a la devolución de los créditos sin nómina de Vivus?

Liquidar la cuantía prestada es muy fácil y sencillo. No presenta ningún tipo de complicación. Además, recuerda que llevando a cabo los compromisos de pago acordados, se obtendrán mejores ventajas y condiciones en futuras peticiones de liquidez. El proveedor de dinero rápido, pone a disposición del usuario varias opciones de pago. Las mismas se enumeran a continuación ¡Elige la que más te convenga!

  • Abono con tarjeta de crédito. Para hacer uso de esta alternativa, será imprescindible contactar con el servicio de atención al cliente. Este servicio de devolución es tramitado a través de Mobile Payment Bank Global Payments, SL.
  • A través del área privada disponible en la página web de Vivus. Si se selecciona este reembolso, podrá solicitarse un nuevo préstamo rápido, inmediatamente después.
  • Transferencia bancaria o ingreso en efectivo en alguna de las ventanillas de las sucursales siguientes con las que opera la entidad online: Banco Santander, EspañaDuero, Bankia, Bankinter, Unicaja, Banco Popular, ING Direct, Kutxabank y/o Ibercaja. En cualquier caso, será imprescindible indicar el número de DNI/NIE junto con el número del préstamo online demandado (detallado en el contrato) en el concepto de la operación. Adicionalmente, deberá mostrarse como beneficiario: Vivus Finance, S.A.U.

¿Cómo lograr más tiempo para pagar el crédito?

Si no se pudiera hacer frente a la liquidación del dinero rápido en la fecha estipulada en el acuerdo, cabe la posibilidad de prorrogar el pago durante 7, 14 o 30 días. Ahora bien, el reembolso de la ampliación deberá llevarse a cabo antes de la fecha límite de devolución.

El importe a abonar, si se opta por la extensión, dependerá de la cuantía del crédito sin nómina solicitado. Para poder gestionarlo, será necesario acceder al área privada. En la misma podrán comprobarse a través de la calculadora, los costes asociados (lo que facilita, en gran medida, la elección de la duración de la extensión). Una vez se tenga claro, la liquidación puede realizarse mediante tarjeta de débito (no válido en Cajas Rurales), a través de transferencias bancarias vía Internet o con ingresos a cuenta. Las sociedades bancarias son las mismas que las descritas en líneas anteriores.

¿Necesitas más dinero rápido? Amplia el importe de tu préstamo online

La posibilidad de incrementar la cantidad de dinero será factible siempre y cuando se devuelva íntegramente el total del préstamo rápido concedido. Tras cumplir con las obligaciones de reembolso, el prestamista privado revisará automáticamente el historial de pagos. En caso de que todo sea correcto, la entidad ofrecerá la probabilidad de aumentar la cuantía de financiación. Este servicio podrá contratarse de manera autónoma en el área de clientes tantas veces como se desee hasta alcanzar el límite de crédito personal permitido por la sociedad online. Si precisas de más liquidez, entra y pídela ¡No esperes más!

Finalmente, es importante recordar que las herramientas de financiación a corto plazo como las propuestas por Vivus, han sido diseñadas para cubrir los imprevistos y urgencias diarias pero no para ser utilizadas como método de financiación habitual. En ningún caso se recomienda su uso para resolver deudas económicas a largo plazo, como por ejemplo hipotecas del hogar, ni para liquidar gastos por consumo irresponsable. Por tanto, si se pide dinero online, es aconsejable tramitarlo de manera cauta y responsable.